viernes, octubre 25, 2019

Lo que hace falta en este momento en Chile es competencia en conversar

Estamos enfrentando un crisis institucional con expresiones de las personas de diverso tipo. Los más extremos y peligrosos están destruyéndolo todo, incluso las cosas más valoradas por ellas mismas; no quieren más.
Otros sienten el destape de sentimientos dolorosos contenidos, como el abuso, la injusticia, la rapiña de los más poderosos.

Necesitamos desarrollar ciertas capacidades humanas necesarias para poder sentarnos frente a frente y conversar.

El primer acto de sentarnos frente a frente tiene muchos matices.
Imaginate sentarnos frente a alguien, sin saber nada de él, y estar dispuesto a mirarnos atentamente, sin hablar, solo dejando la impresión de esa persona nos llegue. Recuerdo una artista que se sentaba y esperaba que cualquier persona del público se sentara frente a ella y sostenía su mirada en silencio; pasaban cosas; bellas cosas.

En el 3xi invitamos a las personas a ir a ese encuentro, dejando sus roles afuera y entrando solo como las personas que son. Eso hacía una diferencia.
Esta se materializaba cuando todos los de un grupo se presentaban, dejando en claro que no queríamos un currículum, sino algo de la historia personal.
Personas frente a frente y no roles frente a frente. Si, se puede. Y hace una gran diferencia.

No siempre se puede; no siempre es el caso.
Hay personas que cuando pierden el rol, entran en una crisis de identidad mayor.

Después empezamos a conversar.
Lo hacemos en base a una pregunta. Todos por turnos deben hablar a partir de la provocación que es la pregunta.
No se buscan ni se esperan respuestas correctas, ni menos la verdad sobre el asunto.
Dos cosas se busca realizar aquí desde mi entendimiento: una, es que no existe una sola forma de ver la realidad, sino tantas como observadores somos. Esto es muy difícil de aceptar por las mentes muy seteadas por el pensamiento científico. Pensamiento que viene convencido del pensamiento objetivo, cosa que se les desmoronó en la física cuántica y el experimento de que la luz es partícula u onda según si hay o no un agente consciente mirando.
Y dos, eliminar la posibilidad de juicios. De que unos emitan juicios sobre lo que los otros dicen. Los juicios lesionan la apertura de mente de los grupos, lesionan el poder recibir, con apertura, lo que el otro dice.
Si en un grupo no hay capacidad de escucharse unos a otros con apertura de mente, la conversación, la posibilidad de conversar, queda lesionada.

Cuando hemos logrado lo que se ha dicho antes, estamos en un segundo nivel de conversación, donde las posiciones se pueden expresar, las posiciones diversas son escuchadas.
Cuando esto ha pasado, nuestras particulares perspectivas se habrán enriquecido y podremos empezar a hacer propuestas de solución, propuestas de acción.
Estas serán otra fuente de conversación y la idea es avanzar hacia consensos y votaciones, para tomar decisiones y desencadenar la acción.
En esta forma de conversar, yo me identifico con como pienso. Por ello habrán tiras y aflojas, habrá se podría decir, lucha. Lucha entre individualidades, lucha entre posiciones partidistas. El objetivo es llegar a decisiones.

Hay un nivel superior de conversación, que es cuando dejo de estar parapetado detrás de mis posiciones y suelto esa identificación con la forma en que pienso y paso de no solo tener la mente abierta, sino que además el corazón abierto.
Cuando esto ocurre, la escucha empática se hace posible y puedo ponerme en los zapatos del otro. Puedo tener una actitud indagativa respecto de lo que el otro siente y piensa, pues de verdad me interesa entender su posición, su visión.
Cuando esto ocurre, el problema que enfrentamos, pasa a ser nuestro. Hemos pasado del individualismo a sentirnos parte de, algo más grande. Hemos pasado de yo a nosotros. De Ego a Eco como dice Otto Scharmer.
A esta forma de conversar se le llama diálogo. Implica abrir el corazón al otro, de verdad. No es fácil. No es frecuente.
La manera de destruir este nivel de conversación es culpando al otro. Cuando hacemos eso, el otro muy rápidamente cierra su corazón y volvemos a la lucha de la forma anterior de conversación, el debate.
Cuando el diálogo es posible, la emoción con que salimos, es de alegría.
Cuando la forma de conversar en la lucha del debate, salimos cansados.

Podemos ir más allá en el nivel de conversación, que es cuando libres de emociones como el miedo, la rabia y, muy importante, la arrogancia, nos conectamos con nuestra presencia presente, con nuestro cuerpo y tripas, y accedemos a cosas como nuestra intuición, lo que quiere emerger a través nuestro, incluso a fenómenos como la sincronicidad.
Cuando eso ocurre, accedemos a nuestro mayor potencial, mayor creatividad, y podemos incluso movilizar capacidades de ser instrumento de cosas mayores.
Este tipo de conversaciones, son llamadas conversaciones generativas, que cuando ocurren nos afectan, transformándonos, incluso.

El conversar tiene adosado muy entrañablemente, el escuchar.
Cómo escuchamos, es clave para tener éxito en nuestras conversaciones.
La escucha también es una zona de desarrollo e indagaciones. Sabemos cómo escuchamos, hasta dónde es posible escuchar ? Sabemos distinguir cómo estamos escuchando ? A veces nos damos cuenta que no nos están escuchando, o lo poco que lo hacen, no ?
Escuchar, en forma activa, empática, abierta, es fundamental, para avanzar en el bien conversar.

Hay interacciones, a las que no puedo llamar conversaciones, en las que de lo que se trata, es de someter al otro, subyugarlo. En ese caso, los instrumentos que se usan son la intriga, la desinformación, el acoso, la intimidación.
Surgen el miedo, la rabia, la soberbia. El objetivo es someter al otro y ejercer el poder sin restricciones.
No puedo considerar a este tipo de interacciones, conversaciones y por eso las pongo aquí, pues debemos estar alertas a ellas para censurarlas y restringirlas.

Otro tipo de conversación, es aquella en que solo decimos cosas que al otro le agradará escuchar. Es cuando somos amables y solo queremos transmitir afecto, por ejemplo. Estas suelen llamarse conversaciones amables.

Manejar estas distinciones del conversar, pienso aportan en la dirección de mejorar la calidad de cómo conversamos, siendo más conscientes del tipo de conversación en qué estamos, permitiendo gestionar un poco la dinámica conversacional.


martes, octubre 15, 2019

Libro Héroes de Jorge Baradit

Jorge Baradit es descendiente de obreros, del norte minero. Sus antepasados fueron baleados por el ejército de presidentes dictatoriales como Arturo Alessandri.

Jorge Baradit ve el mundo separado en dos. Por un lado están los dueños de todo, los poderosos, los aristócratas, los de las grandes haciendas, la gran industria y banca, desde donde controlaban a políticos, iglesia y por supuesto, a los militares.
Y por el otro, los trabajadores, los artesanos, comerciantes chicos, los peones del campo, los mineros del trabajo duro, lo pobres y requete pobres.

Jorge Baradit
Los poderosos, de escasa empatía, se llenaban con la riqueza del salitre y se iban por largas temporadas a Europa, familias completas, con empleados y hasta alguna vaca llevaron, para tener leche fresca, como en el campo.
“Los pobres, como no se dan cuenta que todo nos lo deben a nosotros y vienen a quejarse”, dirá más de alguno.
Mano dura, durísima, cuando los roteques se salían de madre.

Un tipógrafo pobre, que por estar metido entre tanto libro, se hizo culto, se prendió de una pasión increíble, por sacar a su gente de la miseria.
Los poderosos nada hacían, así que tuvieron que crear organizaciones de socorro mutuo; Mutuales se llamaron después. Recolectaban plata con tarritos, para los que estaban pasando un mal momento.
Y crecieron, hasta incluso formar un partido político, Obrero Socialista, creo que se llamó. Que después se lo tomó el partido Comunista, de fuente bolchevique, y su fundador, este tipógrafo, perdió nomás.
A Luis Emilio Recabarren, Baradit, lo rescata como un héroe verdadero de este país, que se la jugó por los más pobres.

Agueda Monasterio, de la que jamás había escuchado, operó como espía para los libertadores que se armaban en Mendoza, esto desde los barrios más populares de la época; porque ese era su origen. Se la jugó, la tomaron presa al final, la torturaron e incluso los militares que mandaba el español Marcó del Pont, trajo a su joven hija a la que amenazaron con cortarle los brazos a machetazo limpio, ahí frente a ella y colapsó. No pudo más, murió ahorcada, creo, en la Plaza de Armas.
Y nunca más se supo de ella. Baradit, la rescata.

Pedro Aguirre Cerda, el primer presidente, en esta línea que venía de Europa, de alinearse en Frentes Amplios; resultó el mejor presidente que hemos tenido en Chile, pues de verdad gobernó para los más pobres.

Ramón Freire, un militar medio desaparecido, impresionante. Logró victorias militares como el que más. Y terminó de Director Supremo, invitando a todo el mundo a juntos diseñar el país que queríamos. Al final lo sacaron con un golpe de Estado patrocinado por los poderosos de siempre y pusieron la Dictadura, qué jineteo tras bambalinas, el famoso Diego Portales, que tanto honraba Pinochet.

Y qué decir de Arturo Fernández Vial, que sobrevivió a la Esmeralda y el combate naval de Iquique, que por jugársela por los más pobres, sólo quedó en el nombre de un equipo de fútbol. Y solo me falta nombrar a Manuel Rodríguez, otro de los héroes de Baradit.

Es posible que la historia se pueda ver tan distinta, a como me la enseñaron en el colegio Grange ?
Cómo fue en realidad la historia ?
Cada día me convenzo más que la realidad no existe, son inventos que hacemos las personas a la pinta de lo que nos parezca, convenga, agrade o represente.

Me voy convenciendo que ciertas personas, de fuerte ambición por el poder, muchos de ellos bastante loquitos, se visten de ideas gestadas por ciertos intelectuales e ideólogos, y las acomodan a sus intereses, muchas veces perversos, para hacerse del poder y luego hacer de las suyas; muchas veces barbaridades. Y compiten entre ellos para ver cual es el intérprete correcto, por ejemplo, de Karl Marx.
Y es tal la matanza que desencadenan, que terminan siendo vistos, todo el paquete, como demoníaco. Y los que pierden siempre, son los más pobres. Las víctimas y carne de cañón de siempre.

Debo contarles, que vengo viendo algo así como la emergencia del marxismo leninismo desde el empoderamiento generalizado de las personas, gracias a que la educación se hizo abundante, lo mismo la tecnología, lo que está permitiendo que los pobres salgan mas y mas de la pobreza. Aparte de muchas otras razones.
Empiezo a ver a Uber, en su siguiente versión en una plataforma blockchain, como algo lo más marxista-leninista que se pueda ver.
No hay Estado ni ente central que gobierne, donde todos interactúan en igualdad de condiciones, en total transparencia.
No sería eso el comunismo que soñó Marx ?

Como no confundirse ahora, cuando el estado más marxista leninista, es Capitalista ? China.

miércoles, octubre 09, 2019

Libro Marx y sus amigos de Ernesto Ottone

Ernesto Ottone es un ex comunista, hoy laico, o neutral.
Este libro ha sido para mi una estupenda clase de historia, en particular de Marx y los países que abrazaron esa doctrina, temas que nunca me pasaron en el colegio y menos en la carrera de Ingeniería de la Chile. Nada sabía mayormente, salvo reflejos por la prensa.

Marx es un político y filósofo agudo, un genio dirán muchos, que fue capaz de elaborar un constructo teórico, que se hiciera cargo de lo que vendría después del capitalismo, que veía inundaba toda la era industrial, con sus fenomenales injusticias y avances.
Le pide a los filósofos que dejen de opinar sobre el mundo, interpretarlo, y se aboquen a transformarlo. Les exige acción.
Por otro lado, establece que su teoría había ascendido al nivel de ciencia y por lo tanto era una verdad. Y como toda verdad, sacrosanta.

Marx nace en 1818 en Alemania, de padre judío, que por necesidad se convierte al luteranismo. Produce su obra principal, El Capital, a mediados de 1800, en 1867. Muere plácidamente en 1883.
No fue su vida una vida fácil. Nunca se empleó; tenía unas teorías tremendas en contra del trabajo asalariado. Por ello vivió periodos de mucha pobreza, en los cuales tres de sus hijos murieron.
Tenía un caracter de mierda, discutidor, bueno para las trifulcas.

Si, al parecer este carácter de ciencia de sus teorías, y por lo tanto de verdades sacrosánticas, lo convirtió en fundador de algo no muy lejano a una religión, con todas sus bondades y maldades; inquisición entre ellas.

Se visten con sus teorías, que acomodan a sus particulares escenarios, muchos personajes bastante siniestros, buena parte de ellos.
Partiendo por Stalin en Rusia, apoyado por Trotsky y Lenin, son capaces de botar una monarquía de cientos de años, e instalar un régimen paranoico, que fue autor de las matanzas más atroces. Entre ellos, de todos los mismos que protagonizaron la revuelta.

Mao Zedong en China, se curte peleando contra Chiang Kai-shek, con el que se une momentáneamente para expeler a los invasores japoneses en 1937 y luego lo corretea hacia Taiwán.
Mao aprende que sin ejército nada es posible y sin terror, tampoco. Hace una reforma agraria en que a los dueños de los campos simplemente los decapitan en la plaza pública con sables. (de la que nos salvamos)
Mata a millones de hambre y a quien hiciera falta para sus intereses de dominio.
Compitió con Rusia, en cuanto a quien era el mejor intérprete de las teorías de Marx.
A la muerte de Mao, toman el poder otros hombres, liderados por Deng Xiaoping, que transforman a China en la primera implantación marxista-capitalista exitosa del planeta. La masacre de las protestas de la plaza de Tiananmen, es una clara señal de que de democracia ni hablar.

Mussolini es otro matón que aprovecha, en una primera fase las teorías de Marx para arremeter en su escalada hacia el poder. Con casos como él me convenzo de que las ideologías son paletas de colores que se toman en la medida de las necesidades y conveniencias geopolíticas. De ahí que este después migre hacia el nazismo y se autodestruya junto a Hitler.

El caso más extremo de Marxismo será Pol Pot en Camboya, que aprovechando un enredo de luchas entre las potencias colonizadoras, libera a su país de ser una colonia francesa, e implanta una concepción marxista que contempla la eliminación de todo ciudadano culto, poderoso, instruido, y solo dejar vivos a sencillos campesinos. Mató a uno de cada cuatro ciudadanos camboyanos. Es el más grande de los criminales del lado de Marx.

Del marxismo leninismo, va quedando poco. En América latina, va quedando Cuba, Venezuela, Bolivia y Nicaragua, todos casos que dejan mucho que desear.

Lo que sí está pasando, es que el desarrollo tecnológico, está trayendo transformaciones que podrían asemejarse al paraiso terrenal alguna vez ideado por Karl Marx, como las que aportan Uber, Airbnb, Blockchain.

En definitiva, un libro que es una clase magistral de historia. Especialmente si complementas su lectura con frecuentes visitas a Google y Youtube, a complementar de lo que Ottone habla.

martes, octubre 08, 2019

Josep Ramió, actor, mitad ingeniero y músico (42 años)

Nos reunimos a conversar en el Tavelli de Providencia.
No nos conocíamos, fue una común amiga, Rebeca Domínguez, que ideó esta conversación-entrevista.

Josep es el menor de dos hermanos, hijos de un ingeniero metalúrgico catalán y una madre abogado chilota. Vivió toda la época de niñez y adolescencia en Chuquicamata.
Me cuenta que nada del pueblo donde se crió existe ahora, principalmente porque la mina fue creciendo a lo ancho y sepultó el pueblo, también me cuenta que el aire y agua que respiraban y tomaban tenía arsénico y todos en el pueblo lo sabían. Por eso varios de los adultos de la edad de mi papá que vivían ahí, tienen cáncer o han muerto de cáncer.

Josep se va a Santiago a estudiar Ingeniería Civil Mecánica en la Universidad Católica.
El primer semestre lo pasa mal, la vida universitaria en la capital no es lo interesante que el pensaba.
Algo le pasó un día que fue a ver al grupo llamado Stomp en Santiago. Terminó la función y él lloraba. Qué te pasa, le preguntó su hermana. Y su respuesta fue algo así como: por qué hay personas que pueden disfrutar de la vida haciendo este tipo de espectáculos, mientras otros lo pasamos pésimo estudiando ingeniería ?
Decide interrumpir sus estudios e irse a viajar. Lo hace por dos años y se pasa una etapa de ese viaje en Liverpool, Inglaterra, estudiando inglés en la universidad y trabajando de mesero en las tardes y en las noches. Vuelve sabiendo inglés.

Logra continuar la carrera, donde se mete a un curso de teatro en la misma universidad, organizado por Sergio Valdés, hijo televisivo del matrimonio del programa Los Venegas.
Es tanto lo que disfruta este curso, que pasa a ser parte del equipo organizador, hasta que al quinto año decide seguir su vocación y se cambia a Teatro, en la misma Universidad Católica.

En un curso de percepción musical en Teatro, viven una experiencia notable de creatividad, haciendo sonar objetos de todo tipo y aprendiendo las bases de la música.
Junto a cuatro compañeros de ese ramo, deciden seguir indagando en este lenguaje para hacer un espectáculo basado en la sonoridad de objetos reutilizados. Empiezan a ofrecerlo a empresas, siendo su primer show la cena de fin de año de BTicino Legrand.
Al año siguiente participan en un Festival de Teatro, donde reciben mención honrosa, pues no era fácil categorizarlos en las categorías teatrales pre establecidas (montaje, actuaciones y dramaturgia).

Ese grupo de amigos, que había crecido a 6 personas, arrienda un galpón y juntaban la plata haciendo de lo suyo en los semáforos. Lograban juntar cerca de 400 lucas con las que pagaban el arriendo y alcanzaba un poco para comer (todos vivían en carpa detrás de la escenografía en el mismo galpón).
Ahí, en un semáforo, un productor de Bayer los engancha y hacen múltiples presentaciones para motivar a la fuerza de ventas de la empresa.

Entre el año 2001 y 2005 van construyendo “Auch! la magia de los sonidos simples” lo que se podría llamar “un producto” para presentaciones de mayor envergadura.
Entre los años 2005 y el 2015 vivieron tranquilos, haciendo presentaciones en muchas partes, incluidas giras internacionales por 9 países, realizando eventos privados a empresas y desarrollando talleres donde refuerzan el trabajo de coaches y consultores, que forman en trabajo en equipo, clima, liderazgo, buena onda.

Actualmente Josep vive en pareja y no tiene hijos.
En todo este tránsito ha aprendido a vivir con muy poco. Me confiesa que su cifra mensual es de $ 415.000 y que independiente de cuánto gane, no se sale de ese margen, esa es su clave para que el dinero no sea parte de su ecuación de felicidad.
Otra cosa que me cuenta, es que se compró su departamento sin estacionamiento, pues no tiene auto ni piensa tenerlo. Cuando necesita, contrata servicios de transporte tipo Uber y en el día a día se mueve en bicicleta.

Partieron cuatro socios. Al poco tiempo de partir se fue Philippe y hace poco años se fue Ángel. Van quedando dos de los originales él y su socia Alejandra Castro.
La plantilla actual de la empresa son 9 personas, 8 actores y un jefe técnico.
Piensan mucho en qué están haciendo, qué mensaje quieren dar.
Se han dado cuenta que compramos productos, sin mirar cómo se produjeron y menos, lo qué pasará con ellos cuando los dejemos de usar y los botemos a la basura.
Piensan que tenemos que empezar a mirar estas cosas si queremos un planeta sostenible. Lo llaman economía lineal, que contrastan con la economía circular y el reciclaje.
Tenemos que ensanchar la mirada de la economía personal, de país y del mundo y ellos quieren ser un aporte en esta dirección.

Su grupo se llama Los FI; siendo FI un número (1,618….) que viene de su pasado por ingeniería y que hace referencia a la creatividad, a la pasión por vivir y a una búsqueda de mejora continua.

Su nuevo trabajo “Chau, adiós chatarra electrónica” fue seleccionado como uno de los espectáculos chilenos para ser presentado en la COP25 y los ha llevado en solo 2 años a Galápagos-Ecuador, Rapa Nui, Lollapalooza Chile, Colombia, vienen llegando de Tenerife-España y en una semana parten a México donde tienen programadas 36 funciones.

Termina diciéndome Josep, que lo que más le gusta es viajar, estar en contacto con la naturaleza y transmitir un mensaje positivo, entusiasta y alegre a la gente.
Un tipo que sin lugar a dudas está hace años en lo que le apasiona, cosa que le dije en algún momento, podría dar charlas de cómo encontrar tu pasión, desde su propia experiencia.

 

lunes, octubre 07, 2019

Greta Thunberg

Que veo yo.
Greta ha provocado un fenómeno social de envergadura planetaria.
Greta tiene 16 años y su más alto impacto es en jóvenes, de todas las nacionalidades.
Han instalado los viernes (Fridays for future) como el día en que marchan por su causa: la acción verdadera y efectiva, contra el cambio climático.
Y sencillamente, dejan de ir a clases, globalmente.

Nunca nadie, de los muchos famosos que mueven la misma causa, había tenido tanto arrastre.

Greta es una persona muy joven para pretender movilizar estas magnitudes de gente. Sospecho que ella aparte de estar contenta, es la más sorprendida con la convocatoria que la producido.

El mundo está en un momento bastante crítico, con crisis morales en muchos ámbitos, líderes decepcionantes, muchos de ellos perseguidos judicialmente por corrupción. Hay escasez de banderas, causas, para los jóvenes. Ni siquiera las ideologías políticas prenden. Y las banderas económicas, siguen impulsando mucha acción, pero han perdido mística.

Greta es una vibración que ha resonado en los cuerpos y mentes de muchísima gente, que se ha sentido motivada a movilizarse.
Es una vibración que está afectando el paradigma de conciencia en que vivimos, a uno planetario, colectivo y de re conexión con la naturaleza y su cuidado.
Está impulsando, sin querer queriendo, un cambio paradigmático.
No es la única, por supuesto que rema en esa dirección. Pero su nivel de arrastre es notable, sorprendente.


Y como toda transformación o cambio a un organismo vivo o institucional, despertará al sistema inmunológico, que le hará la contra. Lo vemos por todas partes.
Es como Uber, que persiste, a pesar de que su despliegue ha afectado intereses y sobrepasado regulaciones vigentes, pero su potencia de transformación es de tal magnitud, que persiste.

La vida en estos tiempos está emocionante. Mucho cambio,  mucha transformación, que conmigo al menos, resuena positivamente.

martes, septiembre 24, 2019

Doble clic a la Persona

Qué es la persona ?
O, qué viene siendo la persona ? en la empresa.
Bueno, viene siendo una especie de engranaje de una maquinaria.
Si a la maquinaria le metes más tecnología, necesitas servicios de gestión del cambio, para que estos tipos difíciles de acomodar a los cambios, se acomoden.
Esa es la gestión del cambio ? Les pusimos a los tipos un CRM y no lo ocupan .. Necesitan un trabajo de gestión del cambio para que aprendan a usarlo y lo usen.
Punto.
Visto así, la persona es, una especie de engranaje de una maquinaria, que con esa nueva tecnología, aumentará su productividad.

Bueno, yo pienso que tenemos cambiar esa idea que tenemos de lo que somos las personas.
Las personas somos, podemos ser, tendremos que ser, mucho más que eso.

Lo que tendremos que hacer, no es gestionar cambios, sino gestionar transformaciones. Transformar a las personas en otra cosa, que aun ni siquiera tenemos claridad de qué se trata esto.

Qué veo yo, que se trata esto de la transformación de la persona y para qué.

Lo primero, es salir de esa visión de que somos seres racionales, que lo único que prima es el “pienso luego existo”. Y vernos como seres multidimensionales, con sensibilidad, intuición, disposiciones, intenciones, emociones y formas de ver el mundo diversas.

La ingeniería y la ciencia me instalaron en la cabeza la idea de que ahí fuera hay una realidad objetiva, real, medible e irrefutable. Incluso, de que si algo no se puede medir, no existe.
Bueno, siento decirles que en la misma ciencia, ocurrió un experimento, que los dejó lelos. Un haz de luz disparado sobre dos ranuras en una placa metálica, se comporta como onda, produciendo múltiples sombras de ranuras al otro lado, y si hay alguien mirando, cambia su comportamiento y sólo genera dos sombras. En este último caso, por solo la presencia de un ente consciente observando el experimento, la luz pasó de comportarse como onda a como partícula (link).
Y no saben decir qué es eso de la conciencia, esa cosa que tiene un observador, que afecta al comportamiento de la luz. Es algo que no saben medir y por lo tanto … no existiría ..

Tenemos que transformarnos de observadores de un mundo objetivo, a observadores, que al parecer crean sus propias realidades, diversas y eventualmente válidas. Y a observadores de si mismos. Y esto no se ve tan fácil.

Tendremos que transformar además el conversar, que creemos que manejamos perfectamente, en una práctica de muchos más matices y formas, que hoy ignoramos.
Creemos que conversar es algo parecido a lo que hacen los computadores al comunicarse: pasarse data.
Luego que la data está arriba de la mesa, la mirada objetiva permite que lleguemos a acuerdos producto que la realidad objetiva ahí desplegada, nos lo dice. Y así no es la cosa.
Conversar requiere una escucha que pienso, no abunda. Conversar requiere ver al otro como parte de un nosotros y no algo más parecido a un enemigo si no empata conmigo.

Tendremos que cambiar la educación, de manera que no sea data y su memorización de lo que se trate. Sino de conocernos y desarrollarnos a nosotros mismos, emocional, moral, espiritual, nuestra potencialidad creativa, empática, artística, intuitiva, etc.

Introducidas estas transformaciones de las personas en las empresas, ellas operando en equipos de trabajo, operarán en un mucho mayor potencial y podrán desplegar una creatividad insospechada, crear ambientes de trabajo alegres y estimulantes, aprenderán unos de otros incluyendo a clientes y proveedores, podrán ver a la empresa como un espacio no solo de renta personal, sino de desarrollo personal y profesional. Las empresas serán verdaderas universidades.
Las personas transformadas crearán un nuevo mundo.

Es muy utópico ?

lunes, septiembre 16, 2019

Doble clic al aprender

Qué es el aprender ?
O, qué viene siendo el aprender ?
Viene siendo, meter datos, información, en la cabeza. Y las pruebas, son una forma de chequear si lo aprendido se instaló ya ahí dentro, en la cabeza.
Es un símil de un disco duro de un computador.
Con Google en la punta de los dedos en un celular, esto quedó obsoleto.

Lo otra forma que viene siendo el aprender, es que aprender es aprender a hacer.
Aprendo a hacer pasteles haciéndolos. La prueba consiste en hacer solito el pastel.

Se me ha instalado que tenemos que ejercitar otra forma de aprender, que más que aprender las materias, nos tenemos que aprender a nosotros mismos.
Recibes la impresión de una materia, la batalla de las Termópilas, por ejemplo. Y la pregunta es ¿qué te pasa a ti con este tema, con eso que se te expuso?

En este caso, de lo que se trata es de saber de ti, saber de tus particularidades, de cómo reaccionas, de tus sensibilidades, capacidades, lo que sea; de ti.
Tu eres la materia de estudio y desarrollo.
En la pasada también aprenderás de la batalla de las Termópilas, pero ello no será lo central. Tu eres lo central.

Por qué ?
Porque nosotros, individualmente y en grupos, es el nuevo territorio a explorar, tanto de nuestras capacidades, sensibilidades, intuiciones, como de esa cosa qué llamamos la conciencia. Esta última capacidad, que es capaz de alterar la conducta de la luz (link) y todavía no sabemos qué es, ni menos medirla.
Mi intuición es que las novedades vendrán con el mundo que esta nueva fuente de riqueza, la persona, será capaz de generar, producir, inventar.

Un facilitador, un alumno, expone un tema, una materia. Los aprendices, escuchan atentos. Observan, qué les está pasando, qué imágenes, ideas, sensaciones, se les producen. Saben qué después, cada uno será instado a compartir lo que les pasó, con el tema expuesto,presentado.
Y todas las reacciones serán diversas, distintas, quizás con algunas coincidencias. Y ello activará reflexiones, ampliaciones de perspectivas, que también serán compartidas. El grupo aprende, unos de otros,pero más que nada de sí mismos.
Y aprenderán también de la riqueza del intercambio, del potencial que son los grupos para generar .. frutos.

La persona y los grupos o equipos, serán fuente de la máxima riqueza.