sábado, octubre 23, 2004

Divagando camino al Alto del Naranjo

El hijo de Lagos también sube al Alto del Naranjo los fines de semana; no lo he visto me parece. Es ahí donde uno va en un proceso como de expansión - reflexión y en esta época, goce, del espectáculo que nos llena la mirada de colores, flores, insectos voladores, pájaros, y gente.

Los pensamientos de la semana que hemos dejado abajo, nos acompañan surgiendo como visitas no invitadas: pero como Juan Pablo, quieres que te ayude a construir un Weblog que nadie vea ? que es eso ? si los Weblogs son para que otros los vean, es un medio de comunicación con otros. Ahora, que los chilenos no nos queramos comunicar tanto, que pocos se lanzan con sus propios Weblogs, que pocos también comenten en los Weblogs, es otro cuento. Si te entiendo, los llaman Bitacoras en España y tu quieres escribir un Diario de Vida que nadie vea; no viejito, los Weblogs no son para lo que tu quieres, pero igual parece que www.20six.co.uk te puede permitir hacer lo que tu deseas; ah, y recuerda usar www.bloggar.com como editor.

Jorge me ha sorprendido con un nuevo post sobre las autopistas santiaguinas; hacía rato que no escribía nada; me lo hizo saber su sobrina, la señorita Lee que a instancias de él sacó su propio Weblog y parece que le está dando con todo; me alegra esto.

Hay una cosa persistente que está esta semana en mi mente, y es lo sumidos que están todos en sus trabajos; si nadie tiene tiempo para nada; intenté sacar a varios de sus afanes y llevarlos a Sao Paulo a ventearse un rato, a escuchar otras conversaciones, a recibir un poco de energía y dejarse entusiasmar por las voladas mas actuales de nuestro mundo tecnológico, y fueron mínimos los que pude rescatar; y casi me quedo yo sin ir por este fracaso; la suerte me acompañó e igual iré pero esa sensación de trabajólicos me quedó adentro.

El Clinic sacó un número que parece hecho exclusivamente por Nicanor Parra; está bueno, es Parra que habla. Una vez tuve la suerte de conversar con él creo que siete horas seguidas. Me formé la idea de un hombre hombre, un ser hecho a pulso, un ser tirado a un basural y que salió adelante a punta de astucia, amor, y esfuerzo. Es un tipo que es él como pocos. Me produce un poco de vértigo su atrevimiento, su soltura, y su desenfado. Un tipo para mirar y leer; y si uno tiene suerte, conocer.

Veo como un destape ocurriendo en Chile, un destape impulsado por el marketing, los negocios y el rating; un destape manipulado por el negocio del marketing. Pero veo un destape, cosa que valoro pues nos permitirá encontrar más al ser humano, que para sorpresa de algunos, a los que he oido y con los que he reido a carcajadas, han descubierto que existe un yo en cada uno, que nadie se los había dicho, y lo observaba puteando a profesores y sicólogos de este mundo.
Buena cosa.

1 comentario:

  1. Anónimo7:58 p.m.

    quizas deberias escribir mas de lo que llevas en el alma, eso te sale mejor, menos soberbio, menos aconsejando y mas humano, como Parra, desde adentro.
    En este weblog escribes como un observador, no como un protagonista.

    ResponderEliminar

Los comentarios de este blog son moderados; eso significa que antes de ser publicados, serán vistos y aprobados por el autor de los posteos (anda mucho bandido por las redes).
Disculpa las molestias