jueves, marzo 11, 2010

Acerca del momento presente y las enseñanzas de mi padre

Leyendo hoy a Tolle, conecté con mi padre, que toda su vida manejó en el bolsillo, una hoja que sacaba de esos blocs para borrador, donde anotaba todas sus tareas pendientes.

La llevaba en el pantalón, en el bolsillo trasero. Una hoja doblada, que desdoblaba y estiraba sobre la mesa que tuviera al frente.
Normalmente era para tarjar una actividad ya realizada, o para agregar una nueva tarea a su lista de pendientes.

Su lucha era por tener el mínimo de cosas pendientes, ya sea por ejecutarlas a la brevedad o por ser muy eficiente en el uso del tiempo y poder hacer el máximo de cosas pendientes para eliminarlas de esa lista.

Sin embargo, era una lucha perdida pues siempre aparecían nuevos pendientes que impedían la extinción de esos pendientes.

Mi padre era muy malo para planificar nada, y menos un viaje. Decíamos que le cargaba viajar. Pienso hoy que lo que quería, era no tener cosas pendientes.

Un día ya retirado, cuando se dedicaba a leer y mucho, a jugar con el computador y ver programas en la TV de la naturaleza, el arte de pensar, fútbol o similares, me dijo: soy feliz, no tengo hoja de pendientes.

Hoy día pienso: ah, lo que él quería era estar en el momento presente, estar aquí en lo que fuera que estuviera haciendo. En cambio son su lista de pendientes, vivía pegado en el pensamiento acerca del futuro y esto le impedía estar presente en el momento presente, que es donde parece que ocurre la vida.

Me pregunto si él lo vio como yo lo veo hoy dia.

3 comentarios:

  1. Anónimo8:28 p.m.

    Uff qué identificada me he sentido con el tata... increible, buee yo hago algo tan similar con mi agenda, la miro tantas veces al día y voy haciendo tics y agregando cosas cada día y casi siempre quedan cosas pendientes que copio de un día para otro, y produce gran placer hacer un tic! Aunque por otro lado descanso en ella, xq la cierro y no tengo q estar memorizando ni tratando recordar q tenía q hacer... Pero reconozco que algo q realmente disfruto al salir de vacaciones o irme de viaje es ir sin agenda ni lápiz, solo disfruto el momento, como sé q lo hizo el tata en sus últimos tiempos.
    Andrea Bunster

    ResponderEliminar
  2. Anónimo11:23 p.m.

    Me identifico en NO TENER NADA pendiente!!!...tiene su costo!
    Yo lo veo mas por el lado de que uno no sabe que va a pasar mañana...es como estar siempre listo!!...por lo menos para mi ese es el objetivo de no tener pendientes....me libera!
    Como estará gozando sin sus pendientes!!!
    Maru

    ResponderEliminar
  3. Que bonito articulo, realmente es la primera vez que visito tu blog pero segura estoy de que no sera la ultima ya que encontre cosas realmente interesante que dio gusto leer y disfrutar, un saludo.

    ResponderEliminar