miércoles, julio 04, 2012

Dos meses del primer grupo "Un alto en el camino"

Van dos meses de estos encuentros semanales con el grupo de 12 personas que lideramos con la Carmen Pinto.

Ha sido notable. Se ha instalado el ejercicio de centramiento o meditación inicial, de unos 10 a 15 minutos, que los deja a todos en estado de presencia relajado, ideal para entrar al trabajo mismo. Trabajo? No es buena palabra, que siempre la asociamos con sufrimiento o similares.

Son seis hombre y seis mujeres. La Carmen reclutó a las mujeres y yo a los hombres. No aceptamos a parejas casadas en esta pasada. Queríamos hablar de la pareja, pero sin parejas presentes. Extraño, no?

Bueno, ha sido genial. Preguntamos por qué es ser hombre para ti, desde lo personal, ahí, y desde un recorrido por los antepasados. Misma cosa para las mujeres. ¿Qué es ser mujer para ti?
Siempre la riqueza está en la diversidad de matices. Y no hay la respuesta correcta; por supuesto.

El intercambio, en el rito de la escucha activa, que suspende juicios y chicharra interna, en algún buen grado. Aprendemos a escuchar en la pasada, una actividad no siempre bien cultivada o desarrollada. Bueno, el intercambio, es la fuente del aprendizaje para cada miembro del grupo.

Lo divertido es que con la Carmen, que nos gusta la dinámica y nos sentimos en buena medida uno más, siempre participamos también respondiendo a los temas que se han puesto sobre la mesa. Somos uno más y en proceso de aprendizaje galopante, por tener además este rol de liderazgo.

construyendo puentes
Mi conclusión, es que las personas necesitamos estos espacios de conversación, donde se cultive un clima de respeto, confianza, calor y escucha verdadera, sin juicios, sin la disputa por quien tiene la razón.
Este espacio, con los temas que con la Carmen vamos seleccionando, que sean de buena sintonía del grupo, son espacios que hacen falta.

Hacer un "alto en el camino" (así hemos llamado a estos grupos) es de gran valor para las personas y para algunos más solitarios, indispensable, me atrevería a decir.

Bueno seguiremos con la Carmen reclutando para siguientes grupos, pues creemos que una buena selección hace a un buen grupo.

7 comentarios:

  1. Los encuentros Gabriel, nada mejor que esos encuentros "casuales" que llenan de calorcito el corazón y alimentan el alma.

    Un gran abrazo!

    Ali

    ResponderEliminar
  2. Como participante del grupo, suscribo el comentario.

    Han sido dinámicas y conversaciones respetuosas entre personas que no nos conocíamos y en las que personalmente he aprendido que nos pasan cosas muy parecidas en las distintas etapas de la vida, con similares dolores y alegrías y en las pareciera ser que lo que varía entre las personas es la manera en que enfrentamos los cambios que la vida nos propone.

    En este ámbito yo constato la fortaleza de la mujeres para enfrentar estos cambios de la vida, pareciera que nos llevan mucho terreno adelantado en desarrollar su esperitu.

    Hay mucho más .....

    ResponderEliminar
  3. Felicitaciones. Nada mejor que estimular las conversaciones, la escucha activa y cultivar la diversidad de las miradas.

    ResponderEliminar
  4. Anónimo9:31 a.m.

    Tal como dices, Gabriel, esta ha sido una experiencia fantástica. Profunda, honesta, removedora, entretenida y muy bien cuidada por la Carmen y tú.
    Considerando que no conocía de antes a casi ninguno de los participantes, lo he sentido como un gran regalo para mí.
    Un buen alto en el camino.
    Cariños,
    Cecilia Atria

    ResponderEliminar
  5. Anónimo10:18 a.m.

    Hola: Soy parte de este grupo de los 12, y desde la primera sesión me he sentido muy contenta de participar en él, tanto por la guía de ambos couching, como por la oportunidad de conocer a las otras personas del grupo, todas , según mis cánones, entretenidas, valiosas e interesantes.
    Creo, que después de cada reunión uno tiene la sensación de haber identificado en uno, lo escencial del tema del día para el propio crecimiento personal.

    ResponderEliminar
  6. Anónimo10:50 p.m.

    Yo también soy de este grupo tan especial que, sin conocernos antes, hemos logrado una comunicación muy íntegra y sincera, en un espacio cuidado y respetuoso, en que aplicamos la escucha activa y nos enriquecemos de ella. Quisiera que no teminara, y espero que continuen con nuevos integrantes, porque sé que hay muchas personas que quisieran tener un grupo así. Así es que, Carmen y Gabriel: ¡a seguir planeando sesiones!. Los felicito
    Clara

    ResponderEliminar
  7. Anónimo12:23 p.m.

    Como integrante del grupo he sido privilegiado en compartir profundas y sinceras conversaciones en este ambiente formado por personas que soñamos,sufrimos y buscamos como todos la felicidad y plenitud en nuestras vidas.

    Claudio

    ResponderEliminar

Los comentarios de este blog son moderados; eso significa que antes de ser publicados, serán vistos y aprobados por el autor de los posteos (anda mucho bandido por las redes).
Disculpa las molestias